Periodismo ciudadano “made in China”

En el contexto del gran cambio que ha supuesto la digitalización de los medios,trataremos un ejemplo de socialización de los medios escrita por las audiencias.

 Los medios son cada vez menos sólo una fuente de información y son cada vez más un lugar de coordinación. Porque los grupos que ven, u oyen, o miran, o escuchan algo ahora pueden agruparse y hablar también unos con otros. 

Los miembros de la antigua audiencia ahora también pueden ser productores y no sólo consumidores. Mediante el Internet,teléfonos y odernadores te permiten consumir y producir.

En el mes de mayo de 2009, la provincia china de Sichuan tuvo un terremoto de 7,9 magnitud en la escala de Richter, destrucción masiva ne una amplia area.

El terremoto fue transmitido mientras ocurría: la gente mandaba mensajes de textos desde sus teléfonos móviles, tomaba fotos de los edificios y grababa los edificios mientras temblaban. Subían esto a QQ, el mayor servidor de Internet de China y lo twiteaban. Y así el terremoto transcurría mientras las noticias eran transmitidas.

Gracias a estas conexiones sociales, gente de todo el mundo estaba oyendo esta noticia. BBC tuvo entonces la primera noticia del terremoto de china en Twitter. Twitter anunció el terremoto varios minutos antes que el Centro Geológico de EE.UU tuviera algo online para que cualquiera leyera. En ese momento 9 de los 10 links más clickeados en Twitter  eran sobre el terremoto. Incluso el gobierno chino supo del terremoto por el medio de sus propios ciudadanos, antes que por la agencia de noticias Xinhua. Además, una respuesta global venía inmediatamente para el acontecimiento y durante medio día los sitios de donaciones estuvieron arriba.

Esto supuso para China- de costumbre  censurista- una apertura a los medios que dejarían que los ciudadanos reportaran libremente. Y  no se tardó mucho en que la gente de la Provincia de Sichuan averiguara que la razón por la que tantos edificios escolares habían colapsado (el terremoto sucedió durante un día escolar) era porque funcionarios corruptos habían sido sobornados para permitir la construcción de esos edificios por una cifra menor. Esto no podía más que dar luz a manifestaciones.

Esto representó el comienzo de un periodismo ciudadano que sin embargo no tardaría en disolverse. El gobierno chino tomó entonces medidas duras, arrestando a los manifestantes del acontecimiento y cerrando los medios que emitían las manifestaciones. Porque China, el más exitoso administrador de censura en Internet, usando lo que ellos llaman “El Gran Cortafuegos”, un conjunto de observaciones que supone que los medios son producidos por profesionales  (la mayoría viene desde afuera, de forma escasa y lenta) y que ellos son capaces de filtrarlos cuando entran en el país. Sin embargo, en el caso contado arriba la  comunicación fue producida localmente por aficionados, rápidamente, de manera que filtrarla era imposible.

Aunque durante mucho tiempo China fue capaz de filtrar la web con éxito, ahora está ante la posición de tener que decidir si permite o cierra la totalidad de los servicios, porque la transformación a medios aficionados es tan grande que no pueden manejarlos. Y todo esto en un panorama donde los medios son globales, sociales y baratos y hay muchos más aficionados que profesionales.